Archivo de etiquetas| entrenar en zona sur

EN LAS VACACIONES..EN FORMA!


El viento y la arena, y el frío del mar. Todo esto tiene sus consecuencias en la piel y contribuye a que la actividad física que allí se realice resulte distinta a la practicada durante el año. La circulación, el estado general de la piel y la tonificación de los músculos se ven beneficiados si se aprovechan los días en la playa.

BENEFICIOS

  • Acción pulidora

Uno de los principales beneficios de la playa es la acción pulidora de la arena y del mar. La sal sobre la piel y los granos de arena evitan el engrosamiento de la piel de los pies, y éstos resultan más suaves. Asimismo, estar y caminar en el mar y en la arena caliente producen una microdermoabrasión natural. Para notarlo es preciso hacerlo por lo menos durante una semana.

  •  Hipertonía

Otro efecto del agua del mar es la hipertonía, que se registra ante una mayor concentración salina sobre el cuerpo. Esto favorece la cicatrización de heridas. Además tiene propiedades antisépticas, porque se lleva buena parte de las bacterias que crecen en la piel.

  •  El bronceado del yodo

Un tercer aporte del agua de mar sobre la piel es la acción del yodo que da color y se suma al tono que se logra con el bronceado.

  •  Mejor circulación

El baño de mar favorece la vasoconstricción de la piel y mejora así la circulación; muy bueno entonces para insuficiencias venosas. Como práctica, también beneficiosa para la tonificación de las piernas, se aconseja caminar por la playa apoyando primero el talón y después la punta del pie. Mejora los gemelos, la cara posterior de los muslos y glúteos.

  •  Microdermoabrasión

El viento tan presente en las playas bonaerenses y de estas latitudes favorece la microdermoabrasión de la piel porque lleva arena al cuerpo. Pero también seca la piel, sobre todo si lleva viento frío; aunque el que circula por las playas en verano no es tan grave si se lo compara con el constante del Sur. Tener en cuenta que el filtro solar también protege del viento.

  • Efectos no buscados

El sol sin sus debidos y sabidos cuidados es sumamente perjudicial para la piel. También hay que tener cuidado con la sal de mar porque un efecto no buscado ni deseado es la deshidratación, por su hipersalinidad, que tiende a secarla. Es importante usar cremas con urea, ácido láctico o ácido hialurónico a diario. Igualmente, el baño con agua dulce después de la playa es importante para retirar restos de sal en la piel, que pueden secarla aún más.

              

ACTIVIDAD FISICA

Ejercicios en la arena. Al trabajar en una superficie inestable, el esfuerzo requerido es doble. Piernas, glúteos, espalda, hombros, brazos, sistema cardiovascular, equilibrio y fuerza se ven doblemente exigidos. Lo que sí, hay que tener cuidado con las articulaciones del tobillo, ya que éstos comprometen la estabilidad del cuerpo, para mantenerse firme en la arena. Sobre la arena dura se protegen más los tobillos. Lo ideal es alternar ejercicios en superficies más blandas para no sobreexigirlos.

Aqua gym. La gimnasia en el agua es muy completa porque se trabaja el sistema aeróbico y la musculación a la vez. Esto se debe a que el agua ejerce resistencia y hace que el corazón trabaje aeróbicamente.

Para practicar. Al borde del mar, realizar sentadillas, estocadas, abdominales, caminatas enérgicas o correr. Subir algún médano ayuda a fortalecer el cuerpo. Para observar resultados, la práctica de actividades debe efectuarse tres veces por semana, en promedio. Si se está en forma, caminar a orillas del mar a un ritmo moderado, durante por lo menos 30/ 40 min. es suficiente.

Cuidado al correr. En la playa cuidar especialmente las articulaciones, las piernas y los tobillos para evitar que los terrenos desnivelados sean la causa de esguinces y torceduras. Si se corre en la arena, vendar los tobillos, sobre todo, si está muy blanda.

Recomendación. Entrenar muy temprano a la mañana o a última hora de la tarde; jamás bajo el sol fuerte del mediodía. Beber entre dos y tres litros de agua por día antes, durante y después del entrenamiento.

RESPIRACION & MEDITACION

Sentadas o recostadas sobre la arena, inhalar, tratando de llevar el aire más allá de la parte inferior de los pulmones, al diafragma. Al principio resulta difícil, pero con práctica y constancia se logra, y se notan los beneficios. Esta manera de respirar permite que los pulmones se vacíen casi por completo y se elimine el aire saturado de toxinas. El proceso de respiración completa es un ejercicio continuo, suave e interrumpido. Con una buena oxigenación las células eliminan mejor las toxinas del organismo. Ayuda al buen funcionamiento del corazón, estómago, cerebro e hígado, y también mejora el aspecto de la piel. Favorece la circulación sanguínea y el funcionamiento de los pulmones. Más aún, permite quemar las grasas y evitar su exceso. Y sobre todo incentiva la relajación y la concentración, al eliminar la tensión muscular y, en especial, aumenta la resistencia a las enfermedades.

Sea cual fuere la escuela -hindú, budista, taoísta, entre otras-, meditar es muy simple y el mar es uno de los mejores telones de fondo: un lugar tranquilo donde sentarse, preferentemente en posición buda, y seguir el ritmo de la respiración o, si se prefiere, elegir un mantra, o sonido sin significado, y repetirlo mentalmente. Al meditar, la mente y el cuerpo experimentan un gran reposo, un estado más profundo que el sueño, si se sostiene en el tiempo. Así se logra liberar mecanismos de autorreparación que disuelven tensiones y estrés acumulado. Sus beneficios son grandiosos: reduce el insomnio, la depresión, el consumo de alcohol y tabaco, aumenta la capacidad de crear y amar; con todo, cambia nuestra visión de la realizad, y permite iniciarse en el camino hacia el alcance de la verdadera paz interior.

TIPS

Caminar por la arena caliente durante al menos una semana produce una microdermoabrasión natural que reduce el engrosamiento de la piel de los pies.

Graduar la exposición al sol. Empezar lejos de las horas pico, es decir, un rato a la mañana temprano y a la tardecita. En tanto, usar pantalla solar y buscar la sombra. Tener en cuenta que la arena y el mar reflejan el 50% de la acción solar.

Trepar médanos aumenta la tonicidad en las piernas y los glúteos. Resulta un buen complemento de las caminatas. Después, mejor “enfriar” la piel para evitar la vasodilatación.

ASESORAMIENTO: Sergio Escobar, médico dermatólogo miembro de la Sociedad Argentina de Dermatología; Daniel Tangona, entrenador físico. David Lifar, director de la Fundación Indra Devi.